Un pensamiento en “¡Cultura puertorriqueña!

  1. Soy Carlos, tengo 54 años y aqui en Puerto Rico. Soy empresario y me intereso por la situación del mundo y los cambios que en el se están realizando. Al participar en este foro, pienso que mi contribución debería ser tratando de animar la esperanza de los que aquí coincidimos ya que cada uno puede tener una situación particular matizada por sus condiciones especificas. Veo el mundo en unos profundos, rápidos y continuos cambios. La crisis en que estamos es una ocasión para propiciar un cambio, que aprovecharan las próximas generaciones. Estoy convencido que mi papel será facilitar este espíritu de fe en el ser humano, en Dios y en el futuro. Reconozco que no será fácil ni será pronto, pero si los hombres y mujeres de buena fe hacemos una propuesta creíble y realizable las posibilidades aumentaran significativamente.
    Pienso que la vida es una aventura impredecible y que para muchos las condiciones son ya muy complicadas, ni me imagino cuanto…pero se que el ser humano tiene una capacidad inmensa para adaptarse y avanzar.
    Creo que debemos aprender a renunciar y cambiar aunque eso nos cueste. Leyendo un libro del Padre Pedro Arrupe, quien desde joven quiso ir a Japón como misionero, le toco ser testigo de la tan cruel realidad de la bomba atómica a Hiroshima. Vivió el terrible dolor del pueblo japonés y quedo marcado por la capacidad de este pueblo de manejar el dolor y enfrentar la desgracia. Ocho días después de esta bomba fueron atacados por otra en Nagasaki. Todos nosotros hemos visto esto con el tsunami (de hace casi dos años) y a todos nos impresiono la disciplina de este pueblo. Quizás sea tiempo de recordar las veces que como pueblo y como humanidad hemos enfrentado la desgracia y hemos salido hacia delante.
    Hoy nos enfrentamos a retos que nos obligan a unirnos si es que queremos avanzar.
    Para ello hay que hacerlo juntos, y esa convicción hay que comunicarla a otros que quieran participar en mejorar este único mundo que tenemos y es de todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *